Roberto Andrés Jul 18
En la realidad alterna de , esa de donde saca los otros datos, los malos son buenos y los buenos son malos. Nunca da unas palabras para las víctimas de la delincuencia organizada pero si para los victimarios. Es una vergüenza de presidente.