DELAESPRIELLALawyers Nov 22
Para el caos y la anarquía, el mejor remedio es la mano dura. El ejercicio riguroso de la autoridad garantiza la salud de la República, y por tanto, la supervivencia de la Patria. Con los enemigos de la democracia no se concilia, se les combate. (A.D.L.E)